Martes, 19 Junio 2018 12:36

Continúan las movilizaciones de los profesionales de la atención a personas con discapacidad

Las personas trabajadoras del sector de Atención a Personas con Discapacidad salen nuevamente a la calle para denunciar su precariedad laboral y exigir a las organizaciones patronales la convocatoria, con carácter de urgencia, de la comisión negociadora del XV Convenio Colectivo estatal. La actitud inmovilista de las patronales y su falta de respuesta a las propuestas sindicales planteadas en el ámbito de las negociaciones, realizadas hace ya más de un año, nos llevan a la actual situación de confrontación. La dignidad de las personas que trabajan en el sector no se ve reflejada en sus condiciones de trabajo ni en sus retribuciones. Es necesaria ya una actualización y una negociación del convenio del sector.

 

Por todo ello, CCOO y UGT han promovido concentraciones en diferentes capitales de provincia de Castilla y León para mañana y pasado, a diferentes horas:

Burgos. Mañana miércoles día 20 de junio, a las 19:00 horas frente a la Subdelegación del Gobierno (C/ Vitoria) de la capital burgalesa.León. El próximo jueves día 21 de junio, a las 19:00 horas en la Plaza Inmaculada, frente a la Subdelegación del Gobierno de la capital leonesa.Salamanca. El próximo jueves día 21 de junio, a las 18:00 horas frente a la Subdelegación del Gobierno (C/ Gran Vía) de la capital salmantina. Aquí están convocados los trabajadores y las trabajadoras de Salamanca y Zamora.Valladolid. Mañana miércoles día 20 de junio, a las 18:00 horas en la Plaza de Fuente Dorada. Aquí acudirán personas de Ávila, Palencia, Segovia y Valladolid.Soria. Mañana miércoles día 20 de junio están convocados concentraciones en los diferentes centros de trabajo.

 

En todas las provincias del Estado hay y habrá movilizaciones por este motivo, incluso se están planteando paros parciales en los centros de trabajo hasta que se decida afrontar la negociación por parte de las patronales.

 

Ambas organizaciones sindicales alertan acerca de que la precariedad laboral no solo tiene efectos en el personal trabajador, sino que también repercute de manera directa en la calidad del servicio público que reciben las personas usuarias y sus familias.

 

El pasado mes de marzo de 2017 se constituyó la comisión negociadora y solo se han producido cuatro reuniones sin que la patronal haya presentado ninguna propuesta de avance y haya rechazado por sistema todos los planteamientos sindicales. La próxima reunión se producirá el próximo día 27 de junio, ‘y esperamos que las protestas que vamos a llevar a cabo durante estas dos próximas jornadas obliguen a la patronal a acudir con algún documento sobre el que poder discutir, puesto que hasta ahora se han limitado a decir no a todo”, garantiza Manuel Estacio, responsable regional de Enseñanza Privada de CCOO-CyL.

 

Recuperar los derechos perdidos durante la pasada crisis económica

Con estas movilizaciones se pretende presionar a las patronales para que hagan una propuesta razonable de convenio, ‘algo que hasta ahora no lo han hecho en las pocas reuniones que hemos mantenido con ellos desde que finalizó la vigencia del anterior convenio el 31 de diciembre de 2016’, remarca Manuel Estacio. Para añadir que ‘ojalá el nuevo acuerdo nos permita recuperar los derechos perdidos durante la crisis, con la reivindicación central de una mejora salarial sustancial para que ningún empleado perciba menos de 1.000 euros en 2020’.

 

Los responsables de Enseñanza Privada de COO y UGT han señalado que este colectivo cuenta con 12.000 trabajadores en Castilla y León, 5.500 de ellos discapacitados de los centros especiales de Empleo, que aumentaron un 36% entre 2011 y 2018, ‘lo que pone de manifiesto que es un claro nicho de negocio para los empresarios. Por lo tanto, estos deberían mejorar las condiciones laborales y salariales de estos empleados’, subraya Estacio.

 

Nuestro compañero ha criticado que la patronal se escude en que se trata de servicios públicos externalizados que dependen del dinero que ponga cada administración. ‘Esto solo es una excusa. La realidad es que se han mejorado las partidas y los empleados están altamente subvencionados desde diversos ámbitos, como la Seguridad Social o las propias fundaciones’, ha ratificado.

 

La inmensa mayoría del personal afectado cobra conforme al Salario Mínimo Interprofesional, con categoría de operarios sin capacidad de promoción; o de auxiliares de enfermería en centros asistenciales con sueldos de 900 euros brutos mensuales. Criticó también que el 50% de los/as trabajadores/as de centros especiales de empleo trabajan en ramas con convenios con condiciones de las que no se benefician.

 

Manuel Estacio ha demandado unas subidas salariales importantes, puesto que en los siete últimos años sus retribuciones apenas se elevaron un 2%, cuando el IPC creció durante este periodo de tiempo un 7,5%. Además, ha comentado que muchos de los salarios, la mitad al menos, estén en el SMI, que seguirá creciendo, con lo que acabará alcanzando a la mayor parte de categorías.

 

Junto a salario, ha defendido también que pretenden recuperar condiciones laborales, como la turnicidad, festividad y complementos por toxicidad y peligrosidad. Ha asecverado que apuestan por racionalizar la jornada, porque la semanal actual de 38 horas, no cubre la anual, más dimensionada, lo que genera bolsas de horas que impactan sobre la planificación de la vida personal de estos trabajadores. ‘Esta situación para nada ayuda a la conciliación de la vida laboral y familiar de estas personas’, ha garantizado el responsable regional de Enseñanza Privada de CCOO-CyL.

 

Información relacionada:

Centros y Servicios de Atención a Personas con Discapacidad. POR UN CONVENIO DIGNO

Buscador avanzado de artículos